Otura Kana

Otura tiku - Otura Kana

En la puerta del Awó se para lo bueno y lo malo, por eso el Awó se limpia para que entre lo bueno y lo malo se quede afuera.

Otros nombre de Otura Okana:

  • Otura Kana.
  • Otura Tiku.

Nace en el odu Otura Kana:

  • El Kashéoro.
  • La muerte de repente de los mayores.
  • Ogueday, el espíritu intranquilo.
  • No se puede tocar la puerta del Igbodún.
  • La madre de Otura Tikú se convirtió en chiva.
  • Siempre hay que llamar a la madre para todo.
  • Habla de mordidas de perro y arañazos de gatos, que enferman al hombre y pueden causar la muerte.

¿De que habla el signo Otura Kana?

  • Cuando se ve este Oddun, se abre y se cierra la puerta de la calle tres veces y los tres primeros que lleguen tienen que hacer Ebbó.
  • Es un Ifá de la tierra Ilufa.
  • Otura Okana señala el comienzo de la creencia en Olófin.
  • Las madres sufrían por la posibilidad de morirse a edad temprana y dejar sin amparo a los hijos.
  • La persona tiene la muerte (Ikú) detrás.
  • Se padece de intoxicaciones (indigestiones).
  • Habla de impotencia.

El signo Otura Okana señala:

  • Se le da de comer un pollón negro a la muerte (Ikú).
  • Marca muerte de repente en mayores y el enfermo no se salva.
  • La mujer es adúltera.
  • Hay guerra de Santos.

Puedes leer: Signo de Ifa Otura She

Refranes de Otura Kana:

  • El perro del hortelano, ni come ni deja comer.
  • El desobediente y el porfiado se encuentran con la muerte.
  • Sólo una madre se sacrifica por un hijo.
  • La guerra con los santos, muerte segura.

Codigo Etico de Ifa del Signo Otura Okana:

En la puerta del Awó se para lo bueno y lo malo, por eso el Awó se limpia para que entre lo bueno y lo malo se quede afuera.

Recomendaciones del signo Otura Kana:

Hay que dominar la curiosidad, evitar pararse en las esquinas y cuidar mucho a su madre, porque la muerte la está acechando.

Hay que cuidarse los intestinos.

Aquí hay que ser obediente, oír consejos y evitar las luchas con las mujeres en el exceso sexual.

Aquí hay que cuidar la hija, que puede ser maniática, no duerme bien y se levanta por las noches a dar vueltas por la casa, sonambulismo.

Este Ifá predice que en la puerta de su casa está lo malo, pero también lo bueno. Tiene que limpiarla para quitar lo malo y que entre lo bueno.

Prohibiciones de Otura Kana:

Aquí no se puede maldecir, ni permitir eso en su casa.

Otura Okana habla de evitar las consecuencias de un mal comportamiento. La boconería de la persona le causará potenciales pérdidas.

Aquí el Awó no puede tocar puerta, se le da un baldeo.

Descripción del odu Otura Kana (Okana):

El Signo de Ifa Otura Okana habla de evitar las consecuencias de un mal comportamiento. La boconería de la persona le causará potenciales pérdidas.

Cuando se ve este signo de Ifa, se abre y se cierra tres veces la puerta de la calle y, los tres primeros que lleguen, tienen que hacerse Ebbó. Cuando el Awó se ve este Ifá, otro también se lo ha visto y los dos se han visto.

Este Ifá es de la tierra Alufa (Atiponlá).

Este Oddun señala el comienzo de la creencia en Olófin.

Habla de persona mordida o arañada por un animal, que le puede provocar la muerte.

Cuando se ve este Ifá, el primero que entre a la casa se tiene que limpiar con una paloma, manteca de corojo y aguardiente. Y se manda a botar todo a la manigua.

Este Ifá marca la muerte de repente en las personas mayores.

Cuando el Awó se ve este Ifá, se hace Ebbó con tres muñecos vestidos de tela roja, blanca, negra y azul.

El Awó Otura Kana no podrá tener conyugue hija de Shangó.

El Awó Otura Tikú deberá recibir rápidamente Osanyín y Oddé para quitarse Ikú de encima.

En este Ifá, hay que dominar la curiosidad y no pararse en las esquinas.

Aquí las madres sufrían por la posibilidad de morirse a edad temprana, teniendo que dejar a sus hijos huérfanos. Era porque en aquella tierra no se creía en Olófin ni le ponían atención a lo que decían los hijos menores por la virtud que poseían de ver lo que los mayores no veían. La persona puede morirse antes de estar cumplido.

Por este Ifá, hay que hacer Ebbó con dos escaleras para no caerse. Se le da sangre de paloma a las escaleras.

Las hierbas del Odu son: Paraíso, salvia, canutillo, espanta muerto, romerillo, albahaca, quita maldición.

Este Oddun en mujer: tiene una cosa en su mente contra su conyugue, que no está conforme con la forma en que está viviendo.

Aquí no se puede maldecir, ni permitir eso en su casa.

Este Ifá predice que en la puerta de su casa está lo malo, pero también lo bueno. Tiene que limpiarla para quitar lo malo y que entre lo bueno.

Hay que dominar la curiosidad, evitar pararse en las esquinas y cuidar mucho a su madre, porque la muerte la está acechando.

Aquí hay que ser obediente, oír consejos y evitar las luchas con las mujeres en el exceso sexual. Y hacer Ifá, porque sólo

Orunmila lo salva. Si es mujer, recibir Ikofafún.

Aquí fue cuando el sabio dijo delante de los demás Awó que él sabía mucho y todos lo dejaron solo, para que demostrara su sabiduría. Aquí no se puede decir yo se, porque se perjudica.

Aquí a los hijos de Oyá y de Oshún no comen melón de Castilla, ordenado por Obbatalá.

En este Ifá, el primero que traicione perece en la pareja.

Aquí hay guerra de Santo.

Aquí se padece de la vista. Para esta situación, se le dará a Obatalá una paloma blanca y se deja caer una gota de sangre en los ojos y después se lavan con hierba lechuguilla.

Aquí hay que tomar cocimiento de hierba corazón de paloma.

En Otura Kana se ruega la cabeza (Kobó Orí) con un pescado que tenga los ojos blancos.

Hay que cuidarse los intestinos.

Deberá recibir a Obba Kolabba.

Aquí se tiene que hacer periódicamente Oparaldó con gallina negra.

Significado del Signo Otura Okana:

Cuando se ve este Otura Okana, la persona tiene la muerte (Ikú) detrás y se quedó parada en la puerta. Esta se manda a abrir y cerrar tres veces seguidas, para que la muerte se vaya.

Cuando el consultante se vaya, que no se marche por donde vino, porque la muerte lo está esperando en la esquina.

Por este Ifá, cuando el Awó Otura Tikú va a recibir Kakuanardo se pone en el kutú un mamey, Shepé Iguí y los Oddun de Eggún.

Cuando se le ve este Ifá a un niño/a, se le debe dar a Ikú una gallina negra en la tierra, con el siguiente Súyere: Mollalla Aboluloye Meku Meku Ikú Aguye Mollalla Iwa Inlé Abalele Mollalla Iwa Inlé Beleya Intorí Oma Obba Ikú Lareye.

Aquí el Awó no puede tocar puerta, se le da un baldeo.

El Osobbó de este Oddun es la obsesión por poseer algo que se le ha imposibilitado obtener o lo ha obtenido a medias.

Aquí no se puede andar descalzo y siempre abrígueselos para que no sufra de resfriados, porque se tiene tendencia a ese mal.

Aquí se deberán comer granos y viandas bien cocinadas, para evitar indigestiones.

Hay que cuidarse de traiciones.

Marca tener problema de impotencia.

Aquí Obatalá dice que nadie come con su dinero, sólo él.

Aquí se cuida lo que Obbatalá le de para que llegue a estar bien.

Se manda hacer Ebbó con un bate o tronco que tiene para golpear a alguien, para evitar problemas con la justicia y de sangre.

Este Ifá predice que la persona se ha querido quitar la vida.

Aquí la persona tiene una sombra detrás de él.

Aquí hay que cuidar la hija, que puede ser maniática, no duerme bien y se levanta por las noches a dar vueltas por la casa, sonambulismo.

Aquí se vive con persona tramposa, cuidado no lo traten con dos caras.

El signo Otura Kana, habla de cuatro hijos que son hermanos del mismo padre.

Hay que cuidarse para conservar su salud y su vida porque la muerte la tiene detrás.

Santos que hablan en este signo: Orunmila, Obbatalá, Yemayá, Shangó, Odduduwa, Osanyín, Oddé, Ikú, Azójuano.

Puedes leer: Odu de Ifa Otura Meyi

Dice Ifa odu Otura Kana:

Que hay guerra con los santos, le están echando polvos y si no hace Ebbó, le han de sacar muerta de su casa. Soñó con la muerte y si es babalawo, también tiene que hacer Ebbó con gallo, cuje y coger la sombra mala. Si su mujer es hija de Shangó, tiene que hacer rogación con el camisón que tiene puesto. No puede comer ekó, ni podrá regresar por el mismo camino que vino, porque la muerte está detrás de ella. El babalawo tiene que darle de comer a Yemayá y el aleyo tiene que traer tres flechas y 3 gallos las flechas deben tener las puntas de negro, para quietarse la muerte de encima. Oyó que la llamaban y cuando fue a ver, no encontró a nadie. Está asustado, tiene deuda con el ánima sola. Quiere de cualquier manera vengarse de su marido, porque él le echó una cosa, por eso quiere hacerle daño, para que él vuelva. También ha pensado darle con un hierro y se lo ha entregado a Azójuano. Quiere volver con él para después desapreciarlo. Está atrasada por sus mismas culpas. Déle gracias al ángel de su guarda. Si no hace Ebbó, han de haber tres muertos en su casa. Si dice iré, tendrá tres negocios. Tenga cuidado no se encuentre con tres hombres con el mismo objetivo. No se pueden separar ni hacerse traiciones en el matrimonio, el primero que lo haga se morirá. En su casa se quemó una persona, o se ha de quemar. No se puede poner ropas de rayas, ni de pintas, como la guinea. Shangó y Azójuano están en su puerta. No puede tocar puerta. Tiene una obsesión por poseer algo que se le ha imposibilitado tener. No puede poner los pies descalzos porque se resfría. Deberá comer las cosas bien cocinadas para que no le hagan daño. Tiene una piedra y collar de Obbatalá. Se ha querido quitar la vida. No puede maldecir ni permitirlo en su casa. Debe dominar la curiosidad, ni se deberá parar en las esquinas. Tiene que tener cuidado, no lo muerdan o arañen los animales, esto le puede costar la vida. Su mujer no puede ser hija de Shangó. Si es Babalawo, deberá recibir rápidamente Osanyín y Oddé, para neutralizar la muerte. Deberá hacer Ebbó con escalera, para no caerse de ellas. Tiene que hacer Oparaldó con una gallina negra. Va a tener problemas con la vista. Tiene que tomar cocimiento de hierba corazón de paloma. También deberá recibir a Obba Kolabba. No puede decir que sabe, porque se perjudica.

Rezo del signo Otura Kana:

Otura Kana Molu Shonshe Moshe Etú Tinshowo Olobo Molu Shonshe Ado Akaran Shawo Moloko Muodo Mulan Sheshe Loda Feshi Tinshowo Umbo Tio Baye. Adifafún Oyá, Shangó, Atí Azójuano.

Ebbo del Oddun Otura Okana:

Obra de Otura Tiku para la vista.

Se le mata una paloma blanca a Obbatalá y se le echa al interesado una gota de sangre en cada ojo, lavándose después con hierba lechuguilla (oyuro).

Para Ikú.

Cuando se le ve este signo a un niño/a, se le dará a Ikú una gallina negra en la tierra, con este Súyere:

Mollalla Aboluloye Meku Meku Ikú Aguye
Mollalla Iwa Inlé Abalele Mollalla Iwa Inlé Beleya

Intorí Oma Obba Ikú Lareye. 

Patakie del signo Otura Kana

El perro del hortelano

Otura Tikú era una mujer que se había casado con un hombre que conocía de santo, pero que tenía mal carácter para tratar a las mujeres y sin embargo, era muy mujeriego. Este hombre no respetaba ni a las amigas de su mujer. Así, llegó a tener relaciones con una mujer conocida de otura Tikú, y por eso tuvieron varias disputas. Como ya otura Tikú tenía tres hijos de ese hombre, ella le reclamaba y entre disgustos y reclamaciones, el hombre llegó un día a levantarle la mano. Por eso, tan pronto él le propuso el divorcio, ella lo aceptó y se divorció.

A pesar de estar divorciados, él no la dejaba tranquila. Otura Tikú, sabiendo que él ya tenía otra mujer, no se atrevía a aceptar a ningún hombre, por temor a que le volviera a pegar. Cansada de esta situación, otura Tikú fue a la casa del awó del pueblo, quien le hizo osodde, viéndole este oddun y le dijo: tienes que hacer Ebbó, para que ese hombre te deje tranquila. Así lo hizo y pudo vivir tranquila y aceptar otro hombre.

El hombre desobediente, porfiado y curioso.

En este camino, había un hombre muy desobediente, porfiado y muy curioso, que le decían enfeloyu, porque todo lo quería saber, leía mucho y estudiaba, y por eso mismo todo lo quería entender. El tenía una industria o comercio, que le servía para su desenvolvimiento en todo lo suyo en la tierra ilufa donde vivía.

El negocio le empezó a ir mal, por las maldades de sus enemigos envidiosos. El determinó ir a la tierra de Oyá y, cuando llegó allí, buscó al awó de aquella tierra para que le hiciera osodde. Este awó lo registró, viéndole este oddun, otura Tikú, el cual le marcó Ebbó (el indicado arriba) y le dijo que cuando dieran una reunión de antifaz, que no se arrimara allí, que se fuera para otro lado. Además, le dijo que no se pusiera la careta que le dado del Ebbó, que él tenía que consultar con su ifá, para ver que le mandaba a hacer.

El no hizo caso de lo que se le dijo y, para saber y enterarse de lo que conversaban aquellas personas, se puso la careta como ellos y se introdujo en la reunión. Estas personas tenían malos espíritus atrás y arriba. Estaban haciendo esa reunión para hacer sus oraciones, como les había mandado Oyá, para quitárselos. Después de salir de la reunión, enfeloyu empezó a enfermarse y se puso muy mal, en un estado de salud difícil y atraso en su industria. Decidió volver a ver al awó de la tierra de Oyá, contándole lo sucedido y éste le dijo: tienes que recibir inmediatamente Awofakán y después hacer ifá, para salvarte del mal de salud, arreglar tu situación en tu comercio y, además, estabilizar la situación con tu mujer, porque, a pesar de todo, has sido muy enamorado.

También le dijo que debía oír los consejos, no ser desobediente, porfiado ni curioso. Así lo hizo. Entonces le vino el estado de prosperidad y tranquilidad que él deseaba tener

Puedes leer: Signo de Ifa Okana Tura

Otura Okana Ifa Tradicional

ÒTÚRÁ ÒKÀNRÀN

Yangí aborí kugú
Yàngìdì Awo esè òkè
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Akòko ni dèùrè níí se omo ìkéyìin won lénje lénje
Àwon mérèèrin ni Olófin pè nÍfá
Kí wón ó wáá ye òun lóókan ìbò wò
Wón níwo Olófin
Iree rè ku ojo méje lónìí
Tí wón ó sílèkùn iré fún o
Gbogbo ire ní ó tòó o lówó
Sùgbón gbogbo eboo re ni kóo rú o
Olófin bá rúbo è nígba nígba
Nígbà tí àwon Babaláwo ri bí ebó ti pò tó
Èrú bá n ba Yangí aborí kugú
Ojora mú Yàngìdì Awo esè òkè
Èrú sìn ba Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Akòko ni dèùrè nìkan ló ní e jé káwon ó tèlè n tÍfá wí
‘Ifá è é wí kinní kan kó mó se’
‘Eni tí ó bàá somo Ifá ó móo tèlé ìlàna è’
‘Pé n tÍfá wí máà nù u’
‘Yóó sì móo se bÍfá ti wí un náà lo’
‘Yóó sì móo forí tì í’
‘Téèyán bá forí tì í’
‘Olúwa è níí là’
Wón n se béèé bò
Ngbà wón rúbo tán
Olófin ní ‘èyin Babaláwo yìí’
‘Ire lè ní n bò njó méje yìí o’
‘Ebo le sì yàn’
‘Lòún rú nígba nígba o’
‘Iré òhún ò gbodò mó dèé o’
Akòko ni dèùré níree ré ó dèé
‘Ngbà o ti rúbo tó pé’
Olófin ní sùgbón e é móo wá njoojúmó tíjó méje é e pé ni
Tóun ò bá fi ríre náà
Gbogboo yín lòún ó dàá lóró
Wón n lo
Wón n bò
Ngbà ó dijó keta
Yangí aborí kugú
Òun kò
Kò lo mó
Ó ní ngbà tí kinní yìí ò bá ní rí béè mó
Kénìkan ó mó lòó han òun léèmò
Ó jókòó nlé è
Ngbà ó dijó kerin’
Yàngìdì Awo èsè òkè náà kò
Òun náà lóun ò lo mó
Ó ní ngbà ti ó bàá dìgbà náà
Ti nnkan òhún ò bà ní seè se mó
Èrín gbàdàgì Awo Aláse ntiè
Ngbà ó dijó karùún
Òun náà ò lo mó
Akòko ni dèùré pé e jáwon ó móo lo
‘E bí n tÍfá wí làwón wí’
‘Ifá ló pé iree rè ku ojó méje’
‘Tó sì níre náà ó wàá bá a’
Tó sì ní káwon ó rú ohun gobgbo ní mùre mùre
E jáwon ó móo lo
Ngbá ó dijó kefà
Akòko ni dèùrè nìkan ló lo Ilé Olófin
Ijó keje pé
Akòko ni dèùrè ló tún dá lo ilé Olófin
Iré bá dé
Òpìtìpítí iré ni ón rù dé fún Olófin
Esin ni
Olà ni
Aso ni
Iré gbogbo nìí
Iré yìí pò!
Olófin ní kí wón móo pín in
Ó ni Yangí aborí kugú dà?
Akòko ni dèùré lóun ò ri ko wá mó
Yàngìdì Awo esè òkè nkó ntiè?
Ó lóun ò rí òun náà kó wá mó
Èrín gbàdàgì Awo Aláse dà?
Òun náà ò wá mó
Olófin ló dáa
Ó ní gbogbo olà tó tó si won
Móo kó gbogbo è lo
Wón bá kó gbogbo è lé Akòko ni dèùrè lówó
Ngbà Akòko ni dèùré n padà relé è
Ó bá ya ilée Yangí aborí kugú
Ó wèyin è ló rókò
Ló rí gbogbo ihun tí ón kó fún un
Ó lóun ò pé e jé á forí tìí?
Kò pé tiè ni mó
Ó ní ihun tí ón fún òun nùu
Ó ya ojúde Yàngìdì Awo ese òkè
Òun náà jáde
Ló rí erù nlè
Àsé báyìí ní ó rìí?
Akòko ni dèùrè lóun ò pé e jé a forí tìí?
Ó délé Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Ó ké sóun náà
Òun náà ní hàáà
Akòko ni dèùrè lóun ò pé e jé á ní sùúrù
Akóko ni dèùré bá kó gbogbo olà relé è
Kò pé tiwon lèyí
N ní wá n jó ní wá n yò
Ní n yin àwon Babaláwo
Àwon Babaláwo n yin Ifá
Ó ní béè làwon Babaláwo tòún wí
Yangí aborí kugú
Yàngìdì Awo esè òkè
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Akòko ni dèùrè níí se omo ìkéyìin won lénje lénje
Àwon mérèèrin ni Olófin pè nÍfá
Yangí aborí kugú
È bá jé a forí tìí fún Ikin
Yàngìdì Awo esè òkè
E è bá jé á forí tìí fún Ikin
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Èyin ò kúkú forí tìí dópin
Akòko ni dèùrè
N ló wáá forí tìí fún Ikin
Ení bá forí tìí
Nimolè ó gbè
Akòko ni dèùrè
Awo rere mòmò ni.

Ifá aconseja a esta persona a ofrecer perseverancia como sacrificio. Esto es lo que le traerá riqueza. Cuatro personas incluyendo esta persona harán o hacen un negocio. Todos ellos deben tolerarse de modo que como resultado uno de ellos termine llevándose las ganancias de todos ellos.

Yangí aborí kugú
Yàngìdì Awo esè òkè
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Akòko ni dèùrè es el último de ellos
Los cuatro eran los sacerdotes que Olófin llamó para que le hicieran adivinación
Ellos deben hacerle adivinación usando ìbò
Ellos dijeron, Usted Olófin,
Sus buenas fortunas deberían llegar en siete días
Precisamente en siete días, ellos abrirán la puerta de la fortuna para usted
Ellos predijeron: ‘Todo las fortunas vendrán a usted’,
‘Pero usted debe ofrecer todo el sacrificio prescrito por completo’
Olófin ofreció el sacrificio por completo
Al ver con el temor que él lo ofreció
Yangí aborí kugú se le pusieron los pies frios
Igualmente pasó con Yàngìdì Awo esè òkè
El miedo también capturó a Èrín gbàdàgì Awo aláse en sus redes
Pero Akòko ni dèùrè postulo ‘Permítanos seguir las postulaciones de Ifá’
‘Ifá nunca dirá algo que no suceda’
‘Cualquiera que sea un hijo de Ifá deberá seguir sus pasos’
‘Ya, que ésas fueron las predicciones de Ifá’
‘Él actuará entonces bajo la semejanza de la predicción de Ifá’
‘Él también perseverará’
‘La persona que persevera’
‘Es esa persona que se hará rica finalmente’
Debido a que Akòko ni dèùrè está propuso, que ellos deberían continuar
Inmediatamente después de que todos los sacrificios habían sido completados
Olófin los amenazó ‘la fortuna que ustedes dijeron que está viniendo no debe estar en otra parte’
‘Ustedes han predicho que mi fortuna llegará en siete días’
‘Y ustedes han prescrito sus sacrificios’
‘Yo los ofrecí todos’
‘Por lo que las fortunas no deben dejar de venir’
Pacientemente, Akòko ni dèùré dijo ‘Sus buenas fortunas vendrán’
‘Desde que usted hizo el sacrificio por completo’
Olófin dijo ‘Pero usted debe informarme diariamente los días que están pasando hasta el séptimo día’
Olófin los amenazó diciendo ‘Si yo no puedo ver la buena fortuna’
‘Yo le mostraré el infierno a todos ustedes’,
Por lo que ellos estaban informándole de cada día que pasaba
Ellos iban a sus casas respectivas en la tarde
Al tercer día
Yangí aborí kugú en su propio casa
Se negó
Y no fue nunca más
‘Si en este caso las predicciones no son ciertas’
‘De manera que nadie me verá en el infierno’
Él se sentó en su casa
Al cuarto día
Yàngìdì Awo èsè òkè también se negó
Él no fue nunca más
‘Cuando llegue el momento’
‘Y resultaría ser lo opuesto a nuestra predicción’
Èrín gbàdàgì notó la ausencia de sus dos amigos
Él tomó una decisión final en el quinto día
Él también se negó a ir e informarle a Olófin
Akòko di dèùré los animó a que siguieran lo acordado
Él dijo ‘¿Qué fue lo que Ifá no predijo, que nosotros dijimos’?
‘Fue Ifá que predijo que las buenas fortunas de Olófin vendrán en siete días’
E Ifá dijo categóricamente que las fortunas vendrán a él
Fue el mismo Ifá que nos había dicho que realizáramos el sacrificio generosamente
Por lo que debemos ir
Al sexto día
Akòko ni dèùrè fue el único en ir a reportar en la casa de Olófin
Al séptimo día también
Fue como de costumbre Akòko ni dèùrè el único como usualmente había hecho fue a la casa de Olófin
La buena fortuna sin aviso alguno llegó
Incuantificable suma de buena fortuna llegaron para Olófin
Caballos
Propiedades de valor inmensurables
Telas
Todas las buenas fortunas
El cúmulo es impresionante
Olófin inmediatamente ordenó a sus sirvientes a dividirla
Olófin preguntó ¿Dónde está el Yangí aborí kugú?
Akòko ni dèùrè contestó ‘Yo no lo he visto’
‘¿Que acerca de Yàngìdì Awo esè òkè?’
Akòko respondió nuevamente ‘Él se negó a seguir viniendo’
‘¿Y Èrín Gbàdàgì Awo Olófin?’
Akòko concluyó diciendo ‘Yo tampoco lo he visto’
Olófin dijo ‘Está bien’
‘Todas las propiedades que estaban destinadas a ellos’
‘Usted Akòko ni dèùrè se las llevará’
Así fue como empacaron las propiedades de cuatro personas para él solo
Cuando Akòko ni dèùrè estaba regresando a su casa
Él se detuvo en la casa de Yangí aborí kugú
Yangí aborí kugú vió con asombro, el sendero de fortunas en carretas de caballo,
Él preguntó, petrificado: ‘Todos esto es para usted solo’,
Akòko ni dèùrè dijo: ‘¿Yo no le dije que fuese perseverante?’
Él no dijo que la porción de Yangí aborí kugú estaba incluida
Él dijo ‘Ésta es mi porción’,
Él se detuvo por la casa de Yàngìdì awo esè òkè
Él también salió inmediatamente
Él vio el montón de bienes
Yàngìdì dijo ‘¿Así es como hubiese regresado?’
Akòko ni dèùrè dijo repetidamente ‘¿No le dije a todos ustedes que fuesen perseverantes?’
Akòko ni dèùrè llevó todos los regalos a su casa
Él no dijo que ninguna de las fortunas que él llevaba parte de eso le correspondía a ellos
Por lo que comenzó a bailar y estaba muy feliz
Él estaba alabando a su Babaláwo
Su Babaláwo estaba alabando a Ifá
Él dijo que fue exactamente como su Babaláwo había dicho
Yangí aborí kugú
Yàngìdì Awo esè òkè
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Akòko ni dèùrè es el último de ellos
Los cuatro eran los sacerdotes que Olófin llamó para que le hicieran adivinación
Yangí aborí kugú
Usted más bien deberá permitirnos a ser perseverantes para Ikin
Yàngìdì Awo esè òkè
Usted más bien deberá permitirnos a ser perseverantes para Ikin
Èrín gbàdàgì Awo Aláse
Usted más bien deberá permitirnos a ser perseverantes para Ikin
Akòko ni dèùrè
Fue el único que perseveró hasta el final
Cualquiera que persevera hasta el final
Es la persona que será bendecida por las deidades
Akòko ni dèùrè
Usted es un sacerdote real.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba